dilluns, 25 de novembre de 2013

Vicente Blasco Ibáñez, un escritor republicano en Heraldo de Madrid

Vicente Blasco Ibáñez fue un gran escritor del primer tercio del siglo XX. Consiguió una popularidad mundial con obras como Los 4 jinetes del apocalipsis, que trató la I Guerra Mundial y fue un éxito de ventas en Estados Unidos y todo el mundo occidental.
Su muerte, en 1928, fue tratada como un gran acontecimiento por Heraldo de Madrid, que sin duda jugó también a la lectura política, pues era un figura del movimiento republicano español y en el momento de su muerte llevaba exiliado unos cuantos años en profundo desacuerdo con la dictadura de Primo de Rivera.
En Francia era la gran figura de los intelectuales españoles del exilio, junto a Miguel de Unamuno. La noticia de su muerte fue cubierta con un amplio despliegue por el periódico, que publicó durante meses artículos de ilustres colegas españoles y extranjeros que glosaban la figura de Blasco. Los textos fueron recopilados por el periodista Alfredo Muñiz y publicados en el volumen In memoriam, libro homenaje al inmortal novelista V. Blasco Ibáñez por la editorial Prometeo de Valencia que el mismo autor había fundado.
Este libro fue el broche de oro a una colaboración muy antigua del escritor con el periódico líder de la prensa republicana. Uno de sus libros más famosos, Cañas y barro, fue publicado por Heraldo de Madrid en forma de folletín por entregas en el año 1902. Por aquel entonces, Blasco Ibáñez fue elegido en siete ocasiones diputado por la ciudad de Valencia en representación de la Unión Republicana. La claridad de su pensamiento fluía por sus labios cuando pronunciaba discursos y también cuando escribía sus novelas, que conseguían una gran proyección popular por su singular combinación de drama, comicidad y pedagogía.


dilluns, 18 de novembre de 2013

La singular portada de Heraldo de Madrid para las elecciones de 1933

Se cumplen 80 años de las elecciones del 19 de noviembre de 1933, que dieron paso al bienio de gobierno de las fuerzas conservadoras de radicales y cedistas. La derrota de la izquierda se veía venir y el día anterior a las elecciones, Heraldo de Madrid publicó esta espectacular portada para movilizar a los votantes de izquierda.
Los republicanos creían que estaba en juego el propio sistema político, que la victoria de las derechas significaría el fin de la República y la vuelta a la monarquía.
Manuel Fontdevila, director de Heraldo de Madrid, estaba considerado un gran compaginador de periódicos. Esta es una de sus creaciones más arriesgadas, por la apuesta política inequívoca y por la composición gráfica. El titular principal aparece escrito a mano alzada y se compone de una frase imperativa de dos palabras, como las que se pueden encontrar hoy en día en los diarios más populares.
La fotografía es del desastre de Annual, la batalla en la que perecieron 15.000 soldados españoles bajo las tropas del líder rifeño Abd-el-Krim en 1921. El subtítulo refiere el episodio como el fin del régimen monárquico, aunque la República tardó 10 años en llegar y más bien cabría hablar de fin moral de la monarquía, que dos años más tarde dio cabida a la dictadura de Miguel Primo de Rivera. Las elecciones de 1933 también fueron las primeras en las que las mujeres pudieron ejercer su derecho al voto. Muchas personalidades de izquierdas, entre las cuales muchas mujeres, temían que el voto femenino se inclinara por las derechas. Heraldo de Madrid secundó esa tesis en los días siguientes con abundantes referencias en informaciones y titulares.